Sin herramientas de publicidad que acompañen nuestras acciones, no estaremos llegando muy lejos en nuestros intentos por vender un producto. La herramienta de publicidad de la que le vengo a hablar no es otra que el TECNICAS-DE-VENTAconocimiento del comprador. Uno no diseña publicidad basados en el producto sino en lo que espera ver quien compra ese producto y es por tal motivo que existen campañas de publicidad que han fracasado estrepitosamente.

La cuestión es la siguiente, si uno no conoce a quien se lo va a vender, solo queda destacar las características del producto y puede que eso llame la atención, pero también puede que no. por ejemplo, yo puedo estar vendiendo productos de belleza y no conozco a mi cliente y decido destacar los ingredientes que tiene ese producto ¿es útil esa información? No, porque a la gente no le interesa, sino más bien le interesa saber que beneficio me deja ese ingrediente o el conjunto.

Por ejemplo, si es un anti arrugas, la gente no quiere conocer la química del producto sino los resultados sobre la piel, es por eso que vemos en esos anuncios el enfoque a los resultados; eso es lo que verdaderamente vende. Cuando estamos haciendo publicidad debemos entender que es lo que verdaderamente detona la acción en nuestros compradores, solo así lograremos que se nos compre algo, de lo contrario no existe nada que se pueda hacer para mejorar las oportunidades de que nuestro producto se venda. La herramienta de publicidad más necesaria de todas, y quizá es la que menos tenemos a la mano.